RELIGIÓN

Ponen en duda que María Magdalena haya sido pobre y prostituta

La investigadora Jennifer Ristine argumenta en su último libro que la más fiel seguidora de Jesucristo provenía de uno de los pueblos más ricos de Judea y contaba con recursos propios que utilizó para financiar al máximo profeta del cristianismo.

La particular teoría está contemplada en el volumen "María Magadalena, reflexiones desde la antigua Magdala”. Para arribar a estas conclusiones, Ristine trabajó durante cuatro años en el sitio arqueológico del pequeño pueblo a orillas del Mar de Galilea donde habría nacido María Magdalena. Allí encontraron evidencias de riqueza y distintos especialistas sostuvieron que ese asentamiento era uno de los más ricos de la zona.

Esta hipótesis concuerda con el Evangelio de San Lucas, que menciona a las mujeres que aportaban sus bienes al trabajo predicador de Jesús y sus discípulos. De acuerdo a este texto bíblico, la primera de estas benefactoras mencionadas fue María Magdalena.

Ristine prefirió ser prudente con respecto a indagar sobre la profesión de María Magdalena o su vínculo con Jesús, concentrando su obra sólo en el hecho de no habría sido pobre y que habría contado con recursos propios.

Aunque la escritora especificó que en los textos bíblicos no hay referencia alguna a la ocupación de la seguidora de Jesús. La imagen de la prostituta arrepentida se instaló en la cultura y el arte cristiano medieval, y sigue fuerte hasta estos días, aunque en concreto no es una postura oficial de la Iglesia Católica.


Fuente: Infobae

Imagen: Hugues Merle - Mary Magdalene in the Cave / WikimediaCommons